Servicio de Salud Ñuble
Gobierno de Chile | Ministerio de Salud

Funcionarios del SAMU capacitaron a más de 300 universitarios sobre técnicas de reanimación cardiopulmonar

miércoles, 27 de septiembre de 2017

Estudiantes de diversas universidades locales conocieron en detalle la técnica que permite salvar cerca de mil vidas al año.

En el marco del Mes de la Reanimación Cardiopulmonar (RCP) en Latinoamérica, funcionarios del Servicio de Atención Médica de Urgencia (SAMU) Cordillera Ñuble realizaron una capacitación del procedimiento de urgencia a más de 300 estudiantes de la Universidad de Concepción (UdeC), Universidad del Bío Bío (UBB) y Universidad Adventista de Chile (UNACH).

La actividad, que se realizó en las dependencias de la UdeC campus Chillán, tuvo como propósito masificar la técnica básica de reanimación que permite brindar una asistencia previa a la atención especializada y mantener con vida a una persona que ha dejado de respirar o su corazón ha cesado de latir.

La jornada de capacitación dictada por funcionarios que trabajan en la atención pre-hospitalaria, en compañía de estudiantes de las tres casas de estudio, constó de módulos teóricos y prácticos, instancia donde los jóvenes practicaron con muñecos la manera adecuada de realizar el masaje cardiopulmonar que salva alrededor de mil vidas al año.

Tal como explicó, Rosa Espinoza Vásquez, jefa del SAMU Cordillera Ñuble, el Paro Cardiorrespiratorio (PCR)  es el cese súbito e inesperado de la circulación y respiración espontánea, cuyas principales causas pueden ser un ataque cardíaco, traumatismo encéfalocraneano, accidente cerebro vascular, entre otros diagnósticos que interrumpen el paso de oxígeno a los órganos vitales como los pulmones, corazón y cerebro que pueden provocar la muerte biológica del paciente si no se brinda una asistencia precoz.

“La muerte no es inmediata, disponemos de un margen de pocos minutos que son claves para salvar la vida de la persona o disminuir el riesgo de eventuales secuelas mediante la RCP, que permite prolongar el tiempo en que pueden aplicarse técnicas especializadas capaces de restaurar la actividad espontánea de las funciones de nuestros órganos vitales”, puntualizó Espinoza, quién además valoró la labor educativa de los funcionarios del SAMU y destacó el interés de los estudiantes  por instruirse en torno a la técnica de manejo básico.

En la ocasión, el director del Servicio de Salud Ñuble, Dr. Iván Paul Espinoza, saludó a los asistentes y reconoció a los estudiantes que se han formado como monitores quienes tras la jornada podrán responder ante una situación de emergencia.

“Valoramos mucho que los funcionarios del SAMU y los estudiantes de las universidades de nuestra región hayan participado de esta iniciativa que busca relevar la importancia de la RCP. Es  muy significativo que los jóvenes se capaciten sobre cómo asistir una emergencia vital mediante una técnica sencilla, pero que científicamente está comprobado que es realmente efectiva”.

Por su parte, Meybor Santibáñez, estudiante de cuarto año de enfermería de la UNACH, destacó la jornada que le permitió conocer la manera correcta de efectuar las compresiones básicas que permiten generar el flujo sanguíneo y mantener con vida a la persona.

“Es verdaderamente beneficioso que se realicen este tipo de actividades, donde se efectuó una charla explicativa sobre cómo reconocer, atender de manera preliminar un paro cardiorrespiratorio y en definitiva, salvar vidas aprovechando minutos claves en espera de la asistencia definitiva”, comentó.