Servicio de Salud Ñuble
Gobierno de Chile | Ministerio de Salud

Grandes en número y fuerza: Servicio de Salud Ñuble saludó a sus funcionarias

viernes, 8 de marzo de 2019

En su día, las muestras de cariño y apoyo marcaron la efeméride que no sólo sumó saludos, sino que también compromisos de igualdad y equidad.

¡Juntas como siempre! Así conmemoraron su día las funcionarias del Servicio de Salud Ñuble, renovando su compromiso por la eliminación de las brechas y barreras sumando un año más de progreso a la centenaria lucha por la igualdad de derechos entre hombres y mujeres.

Mediante una ceremonia que congregó a más de 60 mujeres, autoridades de la institución entregaron un emotivo saludo que relevó la equidad de género, situándola en el centro de las políticas públicas.

En la oportunidad, la Subdirectora de Gestión Asistencial del SSÑ, Dra. Patricia Saavedra Gómez, participó de la actividad y destacó la importancia de eliminar los estereotipos de género, construyendo mediante el lenguaje e imágenes el posicionamiento igualitario.

“Esta importante fecha donde saludamos al 70% de la fuerza laboral de la institución,  nos permite hacer un balance y reflexionar, porque lo que conmemoramos hoy, lo hacemos en recuerdo de una larga lucha que las mujeres hemos dado por el reconocimiento y real ejercicio de nuestros derechos. Es necesario continuar avanzando y pasar rápidamente a la acción, porque todos los logros como sociedad, los hemos conseguido con un trabajo constante y continuas luchas que nos permiten situarnos en un sitial diferente”, expresó la Subdirectora Saavedra.

¿Por qué se conmemora el 8 de marzo el Día Internacional de la Mujer?

La conmemoración de la reivindicación de igualdad de derechos de las mujeres tiene una tradición centenaria. En 1975 la ONU oficializó el 8 de marzo tras un largo camino y han sido distintos sucesos en el siglo XIX y XX los que han llevado a que se conmemore y recuerde la efeméride.

Uno de ellos se remonta al 8 de marzo de 1857, cuando cientos de mujeres de una fábrica de textiles de Nueva York marcharon en contra de los bajos salarios, lo extenso de la jornada laboral y el nulo derecho a sindicalizarse.

Esa jornada terminó con la sangrienta cifra de 120 mujeres muertas por la brutalidad con la que la policía dispersó la marcha. La violenta represión generó impacto en la población.

Luego, en 1911, también en Nueva York, otro grupo de obreras intentó formar un sindicato pero no fue aceptado por la empresa y fueron despedidas, dando pie a que decenas protestaran nuevamente en las calles.

A pesar del éxito de esta movilización, 123 trabajadoras que se desempeñaban en paupérrimas condiciones laborales en una fábrica textil, murieron calcinadas al interior del recinto debido a un incendio ya que los dueños las encerraban con llave con el pretexto de evitar hurtos, lo que impidió que pudieran escapar.

En 1917 las mujeres rusas eligieron el último domingo de febrero para manifestarse contra la muerte de dos millones de soldados en la guerra. Las protestas y manifestaciones que iniciaron ese 23 de febrero condujeron a la caída del zar y a la llegada de un Gobierno provisional que les concedió el derecho a voto. En el calendario gregoriano, ese día era el 8 de marzo.

Sin embargo, la fecha no se oficializó hasta 1975, cuando la Organización de las Naciones Unidas convirtió el 8 de marzo en el Día Internacional por los Derechos de la Mujer.