Servicio de Salud Ñuble
Gobierno de Chile | Ministerio de Salud

Hospital de Chillán es el primer establecimiento de alta complejidad de la Región del Bío Bio en obtener la Acreditación de Calidad

viernes, 29 de agosto de 2014

El establecimiento logró un 96% de cumplimiento en la evaluación según el Estándar General de Acreditación para prestadores Institucionales de Atención Cerrada. Dicha certificación implica que el recinto asistencial realiza todas las prestaciones a los usuarios bajo estrictos protocolos de seguridad y calidad, minimizando posibles errores de procedimiento.

El Hospital Clínico Herminda Martín (HCHM), recibió esta mañana en una ceremonia oficial de manos del Superintendente de Salud, Sebastián Pavlovic, el sello que lo identifica como un establecimiento de salud acreditado, el primero de alta complejidad en obtener esta certificación en la Región del Bío Bio. En la actividad también participó el Intendente de Prestadores, Enrique Ayarza, el Agente zonal del organismo fiscalizador, Ernesto San Martín, quienes fueron acompañados por el Director del Servicio de Salud Ñuble, Dr. Iván Paul; el Director del Hospital, Dr. Rodrigo Avendaño.
Los positivos resultados del proceso en el Hospital fueron conocidos oficialmente el 22 de julio de este año, cuando se recibió la resolución de la Superintendencia de Salud, donde se informó que el HCHM consiguió un 96% de cumplimiento en la totalidad de las características evaluadas, por la entidad acreditadora Asesoría de Gestión en Salud (AGS). Dicha entidad, visitó el recinto asistencial durante la semana del 26 al 30 de mayo del año en curso, revisando el cumplimiento de 9 ámbitos que integran el Estándar general de acreditación para prestadores Institucionales de Atención Cerrada y que son: Respeto a la Dignidad del paciente, Gestión de la calidad, Gestión Clínica, Acceso, oportunidad y continuidad de la atención, Competencias del recurso humano, Registros, Seguridad del equipamiento, Seguridad de las instalaciones y Servicios de Apoyo.
En concreto, la acreditación de Calidad significa que el recinto asistencial demostró que las actividades y atenciones relacionadas con sus usuarios cuentan con estándares y protocolos que mejoran la calidad y seguridad de la atención y, a su vez, permiten minimizar los errores de procedimiento.
Desde que se inició el proceso, en el 2008 con la Creación de la Oficina de Calidad y Seguridad del paciente, implicó ejecutar dentro del establecimiento una serie de procedimientos y protocolos tendientes a lograr esta mejora continúa, por lo que el Director del HCHM, Dr. Rodrigo Avendaño Brandeis aseveró que “estamos muy orgullosos de ser uno de los establecimientos del país, que han conseguido un alto nivel de cumplimiento en el proceso, por lo que quiero reconocer y agradecer el compromiso demostrado por cada uno de los funcionarios de nuestro Hospital. Si bien, éste es un proceso de mejora continua confiamos en que seguiremos por esta senda en las próximas reacreditaciones”.
Por su parte, el Superintendente Sebastián Pavlovic, comentó sobre el proceso que “estamos frente a un esfuerzo mancomunado de la comunidad de este recinto que ha rendido sus frutos. Estamos seguros que si continúan trabajando de esta forma la reacreditación –ya que la acreditación es por 3 años- nuevamente será una realidad. Estaremos atentos al proceso y desde la Superintendencia prestaremos la ayuda que sea necesaria para ello”.
Asimismo, el Agente Regional de la Superintendencia de Salud, Ernesto San Martin, destacó que “la Provincia de Ñuble cuenta con sus dos hospitales acreditados, lo cual demuestra la férrea voluntad del Servicio de Salud Ñuble de profundizar en la Calidad y Seguridad asistencial de los prestadores públicos de la provincia. Hemos sido testigos presenciales del esfuerzo y de la coordinación de los equipos tras este desafío”.

Relevancia de la Acreditación

Este proceso es un importante indicador de calidad, puesto que establece estrictos parámetros de seguridad que deben existir en cada una de las atenciones brindadas, verificando y cotejando la totalidad de las acciones mediante protocolos que minimizan la posibilidad de riesgos.

Algunos ejemplos de la acreditación en nuestro Hospital son:

  1. Antes de alguna cirugía o procedimiento invasivo el paciente debe firmar una autorización y, a su vez, el médico tratante tiene la obligación de informarle los eventuales riesgos.
  2. Se realizará una evaluación pre anestésica a todo paciente que sea sometido a una cirugía a fin de evitar posibles complicaciones durante la intervención o después.
  3. También, se aplican medidas para dar seguridad de que el paciente que es sometido a la intervención es la persona correcta y que se realizará la cirugía indicada. Así se minimiza el riesgo de operar la pierna equivocada, situación que es prevenible gracias al uso de los protocolos.
  4. El recinto asistencial, toma medidas para prevenir caídas y heridas en los pacientes y también para prevenir errores de medicación. O sea, se aplican protocolos para entregar el medicamento correcto, al paciente correcto, en la dosis indicada, a la hora y por la vía correcta.
  5. Los pacientes hospitalizados se identifican con un brazalete en la muñeca (preferentemente). De esta manera el personal de salud sabe que el procedimiento es el realmente indicado para el usuario.
  6. El Hospital tiene también definido un protocolo que es transversal a toda la organización y que se relaciona con la Alerta ante una emergencia de riesgo vital, que permite que en sectores de pacientes ambulatorios y hospitalizados, exista un procedimiento que indica qué hacer ante este tipo de emergencias, lo que se inicia con un llamado telefónico y termina con la atención oportuna de quien sufre la emergencia.